Marxismo

La crisis del marxismo

Posted on Actualizado enn

Dos hombres hacen camino, aunque el viaje ya ha terminado. Ninetto Davoli se entretiene vacilando a las chicas que pueblan las calles de le borgate romaneDice Totò, mientras, que un rico cuando muere, paga la cuenta de su vida. Una vida que, para qué engañarnos, alguna que otra cosa (vicios no faltan) le ha dado. El pobre también paga, claro. Lo que haya recibido en su vida… esa ya es otra historia. Un cuervo los asalta a medio camino. Dice venir de un país que se llama Ideología, de la capital de este, de la ciudad del futuro. Habita en la calle Karl Marx. Ilusiones románticas, pues, de Pier Paolo Pasolini. Una parábola, la del osado halcón destripando al humilde gorrión, ejemplifica la lucha de clases. Ahora, en cambio, está más difusa: el pobre echa de casa al pobre. Y el rico, como buen hombre de negocios, le suelta los perros al primer pobre, aquel con ínfulas burguesas. La sociedad comienza a pervertirse. O, matiz, el proletario comienza a renunciar a su propia condición. Una prostituta, eso sí, ameniza el camino. Pero qué camino. El cuervo, un loco que no cree en la propiedad privada, termina devorado hasta los huesos. Ellos, siguen a lo suyo. 

dove va l'umanità

Pier Paolo Pasolini (1966) Uccellacci e uccelini

Anuncios